top of page

Viernes de Dolores; una tradición que llegó a México desde hace siglos


Por: Joce Benites


Si no piensas salir durante estas vacaciones, aprovecha para admirar los diversos altares de Dolores, los cuales buscan preservar y difundir las tradiciones de Semana Santa.


Son una tradición propia que llegó a México en el siglo XVI con la llegada de los primeros evangelizadores durante la conquista, y refleja la armonía que se produjo entre la religión católica y la cultura prehispánica.


La tradición consistía en poner un altar a la virgen de Dolores, iniciaba un viernes anterior al viernes Santo y se retiraba hasta el domingo de resurrección.


Actualmente esta tradición se vive con intensidad en la calle de Altamirano en el barrio de Santiago aunque en los municipios de la capital también se celebra.


Esta tradición consistía en que todo transeúnte que pasaba al altar preguntaba -¿Ya lloró la virgen?- y en los días previos al viernes santo se responde –No- y se sigue su curso.


Pero al llegar el viernes santo todo transeúnte que pasaba al altar y preguntaba ¿Ya lloró la virgen? Se le respondía: Sí ya ha llorado la virgen- y acto seguido los dueños del altar, obsequiaban a los transeúntes un vaso con agua de sabor. Esto debido a que la virgen lloró a causa que fue el día en que murió su hijo.


La aguas de sabor son tres: Limón, que simboliza la castidad de José; horchata que simboliza la pureza de la virgen María y jamaica que simboliza la sangre de Jesucristo cuando sufrió su pasión en sacrificio de toda la humanidad.


Refréscate con una bebida de estas y de paso visita los altares de Dolores que son diseñados por artistas destacados, acércate a la cultura y las tradiciones.

0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


franja alcanta im.jpg
bottom of page