Diputados del PVEM no aprobarán aumentos a las tarifas del agua: Fernández Martínez


Imagen tomada de Congreso

Por: Redacción


En San Luis Potosí se paga el agua más cara de todo México, afirmó el presidente de la Junta de Coordinación Política (Jucopo), José Luis Fernández Martínez, al precisar que los diputados del Partido Verde Ecologista de México (PVEM) no votarán a favor del aumento a las tarifas de agua potable para resolver la problemática de liquidez que tienen algunos organismos de agua, entre ellos el Interapas.


Explicó que es el agua más cara del país porque los usuarios pagan un recibo por un servicio que no se recibe, pero cuyo cobro llega puntual a las puertas de su casa, además de que se debe contratar pipas, que cobran 150 pesos el metro cubico, para el servicio básico de las familias durante las semanas que no tienen el vital líquido.


Señaló que la capital ya no debe depender de un acueducto que está a cientos de kilómetros de la ciudad y se debe tener una mejor gestión del agua, en donde los usuarios gasten solamente lo necesario a través de estímulos, una tarifa baja, e incluso de gratuidad para los consumidores responsables que consuman solo el mínimo necesario y, en contraparte, quienes gasten mucha agua sean los que paguen más y subsidien las tarifas bajas y la gratuidad.


Asimismo, el diputado indicó que el contrato con el sistema de agua de El Realito, que constantemente deja sin servicio a la capital, se encuentra sobre la mesa, en donde se tendrá que tomar una decisión si se cancela o se mantiene, pues actualmente se han registrado 14 fallas que lleva en lo que va del año, además de que es un convenio bastante ventajoso para la empresa.


Sobre el Interpas, Fernández Martínez señaló que su principal problema es la terrible desorganización en todas sus áreas, “un organismo que no tiene ni pies ni cabeza y debe democratizarse para que exista una real representación de los usuarios domésticos”.


Manifestó que ante la falta de liquides que presenta el organismo por la pésima administración que ha tenido, recurre a la solución más simplista al proponer aumentar la tarifa, cuando la medida debe salir de un plan de trabajo que mejore el servicio para los usuarios, además de solo cobrar a los grandes deudores para recuperar la cartera vencida.


Respecto a la reestructuración del Interapas, el legislador explicó que el objetivo de esa nueva organización tiene que ser la eficiencia “en calificar el agua a comercios e industrias, en donde es un insumo, no una necesidad básica, porque el agua se convierte en dinero y utilidades y es ahí donde podía darse una revisada a las tarifas, pero no en la de uso doméstico, la que se cobra a las familias y a los que menos tienen”, finalizó.

franja alcanta im.jpg